Anchor Text: ¿Qué es y cómo debes usarlo?

El anchor text es esencial para mejorar el posicionamiento orgánico de tu web, pero también contribuye a mejorar la experiencia del usuario y, por tanto, a fidelizar a tu público. Por eso es importante que entiendas bien de qué se trata y cómo puedes usarlo para que tu página sea más eficiente a todos los niveles.

¿Qué es un anchor text?

Un texto de anclaje es aquel en el que pones un hipervínculo hacia otro sitio de tu web o incluso hacia otra página ajena a ti.

Al poner el enlace en una palabra o conjunto de palabras, le estás permitiendo saber al usuario (y a Google) a qué tipo de contenido va a poder acceder si pincha sobre él.

ejemplo anchor text
Ejemplo de anchor text

Características

  • No suele ser muy largo, dos o tres palabras como mucho; aunque también se usan los de tipo long tail.
  • Puede implicar un enlace interno o externo.
  • Ayuda a Google a identificar la temática de la web, lo que mejora el posicionamiento.
  • Permite al usuario una navegación mucho más sencilla, pudiendo ampliar fácilmente la información sobre los temas que le interesan.

Tipos de anchor texts

Anchor text link building son términos estrechamente relacionados: con los textos de anclaje y los links creamos una arquitectura de contenidos dentro de nuestra web, interconectando aquellos que guardan relación entre sí. Pero no todos los anchor texts son iguales, hay diferentes tipos:

  • Keyword exacta: usa justo la palabra clave que se quiere posicionar. Aunque son los más efectivos en términos de SEO, no es conveniente abusar de ellos.
  • Sinónimos: en este caso el enlace se pone en un término que es sinónimo de la palabra clave que se quiere posicionar.
  • De marca: enlazan hacia una marca o empresa. Son links naturales que funcionan bien a la hora de dar relevancia.
  • Genéricos y call to action: son aquellos que se pueden introducir fácilmente sin forzar el texto. Por ejemplo, “si quieres saber más, pincha aquí”.
  • De marca y keyword: combinan los que hemos visto antes.
  • Long tail: implica usar una variación de la palabra clave principal.

Consejos para usarlos correctamente

Los textos de anclaje ayudan a mejorar el SEO, pero no cumplirán su función si no los usas de forma correcta. Así que atento a lo siguiente:

Ten en cuenta la relevancia

No pongas enlaces por ponerlos, esto ni gusta a los lectores ni le gusta a Google. Procura que el anchor text sea lo más natural posible y asegúrate de que enlaza con un contenido de relevancia y que esté vinculado con el tema del texto.

Distribúyelos bien

Tu web debería tener una proporción adecuada de los diferentes tipos de textos ancla que hemos señalado antes. Aunque no hay una regla exacta, hay una proporción que suele funcionar bastante bien: 40-50 % de anchor de marca, 20 % de anchor genéricos y el resto repartidos entre los de keyword exacta y sinónimos o long tail.

Lleva un registro de tus anchor

A la hora de diseñar tu estrategia de anchor text y SEO ten muy en cuenta los enlaces que ya has hecho para no tener muchos de unos y pocos de otros, y evitar también que algunas páginas tengan muchos enlaces y otras pocas.  Con algo tan sencillo como una hoja de cálculo puedes hacer un registro que te resultará muy práctico.

 

Una buena estrategia de anchor texts te reportará grandes beneficios en cuanto a posicionamiento y aumentará el tiempo de permanencia de los usuarios en la web, lo que se traducirá en más conversiones. Eso sí, usa los textos ancla con cabeza y no abuses de ellos.